Categorías
Cátedra de Geografía Cátedra de Ciencias Sociales

Cuencas: endorreicas, arreicas y exorreicas

¿Qué es una cuenca? ¿Qué tipos de cuencas hay? Algunos ejemplos de cuencas.

En hidrografía, una cuenca es la zona de influencia de un río principal y sus afluentes, es decir, los ríos que vuelcan sus aguas en él.  Las cuencas incluyen lagos y lagunas. Pueden estar comprendidas dentro del territorio de un país o ser transfronterizos.

Según su desembocadura, las cuencas se clasifican en abiertas o exorreicas, cerradas o endorreicas, y arreicas. 

Río Paraná Hidrografía Geografía Argentina
Río Paraná, Entre Ríos, Argentina (Imagen: Marcelo Fernando)

Las cuencas abiertas o exorreicas

Las cuencas abiertas o exorreicas son aquellas sistemas de aguas “abiertas”, es decir sistemas de áreas fluviales que tienen desembocadura en el mar o en el Océano. Es decir, que van a desembocar fuera del territorio terrestre de un determinado lugar. La principal circulación de agua de estas cuencas es producto del deshielo y las lluvias. 

La mayor parte de la tierra firme de nuestro planeta forma parte de una cuenca exorreica. En el mundo existen siete cuencas exorreicas que corresponden a los cincos grandes cuerpos de agua oceánica y dos de los mares más grandes.

Las 7 mayores cuencas son:

  • Cuenca del Atlántico
  • Cuenca del Pacífico
  • Cuenca del Índico
  • Cuenca del Mediterráneo
  • Cuenca del Caribe
  • Cuenca del Ártico
  • Cuenca del Antártico

Cuencas cerradas o endorreicas

Las cuencas cerradas o endorreicas, es un sistema cerrado de circulación de agua y drenaje. Son aquellos ríos que desembocan en lagos, lagunas que no tienen salida fluvial al mar. Los más comunes son lagos atrapados en grandes cadenas montañosas y en zonas alejadas de las costas.

Un ejemplo de este tipo de cuenca es el río Desaguadero, que conecta los lagos Titicaca y Poopó, en Bolivia. 

Las cuencas arreicas

Las cuencas arreicas, las aguas se evaporan o se filtran en el terreno antes de unirse a una red de drenaje. Las cuencas arreicas se suelen presentar en zonas áridas o desiertos donde existen pequeños cursos de agua. Generalmente los caudales de agua son escasos.

 Un ejemplo de cuenca arreica es la situada en la Depresión de Qattara situada en el desierto de Libia, al noroeste de Egipto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.